mujer apoyada en la pared mirando hacia abajo

Algunas personas nos sentimos sin valor suficiente para merecer una vida mejor, para merecer ser aceptados, queridos, reconocidos y que somos parte, con el sentimiento constante de estar tras bambalinas observando a los que, si son protagonistas, a los que si pertenecen y son parte de. ¿te sientes identificad@?. Es posible que una de las Heridas de la infancia que te haya tocado vivir sea la Herida de la Humillación. Si quieres saber más te invito a que continúes leyendo.

mujer deprimida y triste sentada sola mirando al horizonte

Todos fuimos marcados por vivencias en nuestra infancia que definieron nuestra forma de ser y de percibir la realidad, a esto Lise Bourbeau, ensayista canadiense sobre el desarrollo personal lo describió en su libro Las cinco heridas que impiden ser uno mismo como Heridas de la infancia, unos tenemos al menos una y algunos otros tenemos más. Este es el 4º de 6 artículos que estaremos publicando cada semana.

También puede interesarte: ¿Que herida de la infancia tengo? Abandono.

¿Cómo se origina?

  • Tus progenitores se burlaban o reían de ti.
  • Cuando recibiste comentarios negativos sobre tu apariencia física.
  • Cuando recibiste comentarios negativos sobre tu comportamiento.
  • Si te compararon con otros niños o con tus mismos hermanos.
  • Coartaron el derecho a disfrutar, por ejemplo, cuando comías con las manos o te ensuciabas al jugar.
  • De niñ@ recibiste regaños por explorar tu cuerpo.
  • Si percibiste que tus padres se avergonzaban de ti.
  • Cuando tus padres te degradaron o rebajaron.
  • En tu hogar hubo secretos vergonzosos que debían ocultarse, o no se querían dar a conocer, por ejemplo, abuso sexual, infidelidad entre tus padres o personas cercanas, algún familiar en prisión, etc.
  • Coartaron tu libertad de ser tu mism@, te limitaron demasiado o sobre protegieron.

¿Qué son las máscaras?

Como leíamos en nuestro artículo anterior, las máscaras cubren o protegen nuestra forma de ser, como consecuencia de nuestras malas experiencias en la infancia, para evitar repetir las mismas situaciones pasadas y ser lastimados. Esto se manifiesta con una personalidad falsa que es contraria a lo que en verdad somos, pero con el paso del tiempo llega a ser nuestra personalidad permanente. ¡Afortunadamente esto se puede revertir!

Nuestro niño interno lastimado por la Humillación, se protege con la máscara del ¨Masoquista¨ para evitar ser  humillado de nuevo.

¿Cómo se manifiesta?

  • Te ocupas de resolver los problemas de los demás, por encima de los propios, sin darte cuenta que te estas rebajando.
  • Piensas que ayudando a los demás no podrían lograrlo sin ti.
  • Asumes la responsabilidad de todo, pensando que eres culpable, incluso llegas a pedir disculpas.
  • Eres una persona hiper sensible, y muy susceptible a sentirte herid@.
  • No te permites disfrutar de los placeres de la vida porque te sientes culpable al hacerlo, por ejemplo, cuando comes con culpa incluso cuando lo haces por necesidad.
  • Te expresas de ti mism@ despectivamente, haciendo comentarios negativos sobre tu forma de ser, tu apariencia física o tus aptitudes.
  • Haces reír a los demás y te ríes de ti mism@, al punto de auto humillarte.
  • Te pones en situaciones humillantes.
  • No expresas tus necesidades por que crees que no mereces satisfacerlas.
  • Tienes miedo a la libertad y a ser feliz porque crees que no lo mereces.
  • Eres poco participativo en situaciones sociales por temor a equivocarte y ser avergonzado.
  • Te avergüenzas de ti mismo, eso hace que los demás sientan vergüenza de ti, porque así lo estas proyectando.
  • Sientes vergüenza de tu apariencia física.

¿Cómo sanar?

Si te identificaste con los puntos que tocamos de este tema ya estás del otro lado, indudablemente es fundamental conocer cuáles son nuestras dolencias para saber qué es lo que tenemos que resolver y en qué tenemos que trabajar si queremos sanar. Así como los padecimientos físicos deben ser tratados con un doctor que nos evalúe, te recomiendo que busques ayuda personalizada y profesional con un Psicólogo, ya que cada caso es diferente y único.

Espero que te haya sido de ayuda.

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Queremos compartir contigo todo lo mejor de nuestro contenido

Subscribe

* indicates required
/ ( dd / mm )
Ads
Conócenos un poco más.

Este sitio es actualizado diariamente con la finalidad de brindar contenido de valor a todas las mujeres que como nosotras estamos embarcadas en esta gran aventura que es ser madre.

Ads